Casino de Huesca
La histórica ciudad de Huesca

Huesca, capital de la provincia aragonesa homónima, es una ciudad realmente atractiva y cómoda para cualquier viajero. Su completa oferta turística es una fuente continua de interesantes objetivos fotográficos. Un increíble patrimonio monumental y cultural y un bello entorno natural son sólo algunas de las posibilidades.

El casco viejo o centro histórico de Huesca es el que acumula los lugares más representativos del patrimonio monumental de la villa. Tres de ellos son los más fotografiados: la catedral gótica, del siglo XI y declarada Monumento Histórico Artístico en 1931; el Museo Diocesano y el edificio del Ayuntamiento, del siglo XVI.

Otros lugares de interés son la Basílica de San Lorenzo, del siglo XIII; la Ermita de San Jorge, del siglo XIII y situada en un poblado pinar; el Casino de Huesca, del siglo XV, que aparece en la imagen; el Convento de San Miguel, del siglo XII, o la Muralla de Huesca, construida en el siglo IX.

No debemos abandonar la ciudad de Huesca sin saber que las pajaritas son el símbolo de la ciudad; sin haber subido al Salto del Roldán, desde donde se pueden obtener las mejores panorámicas de la localidad y de las colonias de buitres; sin visitar al patrón de la ciudad, San Lorenzo, que se encuentra en el interior de la basílica homónima; sin haber entrado en la tienda más antigua de España, los Ultramarinos La Confianza, que data de 1871, o sin recorrer el Centro de Arte y Naturaleza, un museo de arte contemporáneo diseñado por el arquitecto Rafael Moneo.


Galería: Fotos de Huesca

Búsqueda personalizada

Inicio