Puerto de Ribadeo
Ribadeo, la frontera natural con Asturias

Desde Asturias, nada más atravesar el larguísimo puente que hay sobre la ría de Ribadeo, nos encontraremos en Galicia. Y el primer pueblo que nos topamos es el que lleva el nombre de esta gran ría, Ribadeo. Se trata de una localidad muy marinera, con una bonita zona portuaria, llamada Puerto de Porcillán, donde se encuentran los mejores restaurantes y tabernas de esta población lucense.

Desde este puerto que fundaron los romanos se puede ir caminando hasta el faro de la isla Pancha, situado en la entrada de la ría. En el camino pasaremos ante las ruinas del castillo de San Damián. Ni que decir tiene que desde el faro se pueden obtener magníficas panorámicas del mar, de la ría y de la vecina localidad asturiana de Castropol.

Ya en el interior de Ribadeo llaman la atención las tradicionales casas de Indianos. Son grandes y ostentosas villas construidas por los emigrantes que regresaban ricos de América. También podremos captar con la cámara varios pazos en la localidad, como el de Cedofeita, del siglo XV, el de la Quinta Longa o el pazo de Ibáñez.

Ribadeo es el punto de partida para conocer las estupendas playas de la costa de Lugo. Además de la emblemática playa de Las Catedrales, en la ruta también se hallan las playas de As Illas o la de Esteiro.

A pocos kilómetros de Ribadeo se halla Rinlo. Esta pintoresca y pequeña población costera cuenta con una cetárea natural, una piscina de agua de mar para criar marisco. No es de extrañar que en esta diminuta parroquia se encuentren algunos de los mejores restaurantes de pescados y mariscos de Lugo.



Búsqueda personalizada

Inicio