Puerta de Alcalá. Madrid monumental

Puerta de Alcalá
La Puerta de Alcalá, antigua entrada a la ciudad de Madrid

Está situada en la madrileña plaza de la Independencia, en la confluencia de las calles Alcalá y Serrano. La puerta de Alcalá es uno de los monumentos más emblemáticos de Madrid. De ser entrada a la ciudad ha pasado a ser un importante foco turístico situado prácticamente en el centro. Ha sido retratada hasta la saciedad. Adquirió mayor popularidad gracias a una famosa canción de Víctor Manuel y Ana Belén.

Carlos III llegó a Madrid tras largos años ausente, en los que reinó en Nápoles y Sicilia, pasando previamente por Barcelona. El camino obligó al ya rey de España a entrar en la capital por la antigua puerta de la ruta de Alcalá. A Carlos III no le gustó nada lo que vio, por ello encargó al arquitecto italiano Sabatini un nuevo arco de triunfo que sirviera como acceso a lo viajeros que llegaban de Aragón, Catalunya y Francia.

La Puerta de Alcalá es de estilo neoclásico y las figuras que la adornan son obra de los mismos escultores que engalanaron la fuente de Cibeles. En sus más de dos siglos de existencia, la Puerta de Alcalá ha sido restaurada cinco veces. Todas ellas respetando su estilo y utilizando materia prima con el mismo origen que la utilizada en su construcción.



Búsqueda personalizada

Inicio