Costa de Alabastro. Las costas más bellas

La francesa costa de Alabastro
Costa de Alabastro, en Francia

La costa de Alabastro, o Côte d'Albâtre en francés, es uno de los muchos bellos parajes del litoral francés. Se encuentra en la región de Normandía, al norte de Francia, y su nombre ya nos dice mucho sobre su morfología, que está integrada por gigantescos acantilados blancos coronados de verde.

La francesa costa de Alabastro posee una extensión de 130 kilómetros, y se ubica entre Le Treport y el cabo de la Héve. Además de los imponentes acantilados, también cuenta esta costa con preciosas playas de agua cristalina y blancos arrecifes. El más espectacular es el Arco de Manneporte, que posee 90 metros de altura y ha sido fuente de inspiración para artistas como el pintor Monet.

Los acantilados de la costa de Alabastro tienen su propio nombre, como Courtine o los acantilados de Aval y de Amont. También reciben nombre algunas de las caprichosas esculturas que el agua del Océano Atlántico ha tallado sobre las rocas, como el roc Vaudieu o la Aiguille de Belval. Con un poco de imaginación se puede ver, por ejemplo, la cabeza de un elefante con su trompa metida en el mar.

Desde un barco en el mar podremos obtener magníficas instantáneas de los acantilados de la costa de Alabastro, y desde lo más alto de estas blancas escarpaduras obtendremos preciosas fotografías del océano y del maravilloso entorno natural de esta costa francesa.



Búsqueda personalizada

Inicio