Yakushima, Japón. Islas de la Tierra

Bosque de la Princesa Mononoke, en Yakushima
La lluviosa isla de Yakushima, en Japón

Dicen los habitantes de Yakushima que, en esta isla, "llueve 35 días al mes". Es su forma de decirnos que nos encontramos en el lugar con mayor nivel de precipitaciones del mundo. Y no exageramos, porque al año caen entre cuatro mil y diez mil milímetros cúbicos. Esta peculiaridad climática ha convertido el lugar en un auténtico vergel, y por algo la llaman "la isla encantada".

Yakushima se encuentra al sur de Japón, y posee unos paisajes únicos, repartidos por su superficie de 500 metros cuadrados. Su belleza la ha hecho digna de ser declarada Reserva de la Biosfera en 1980 y Patrimonio Mundial en 1983. En la isla podremos contemplar más de 1.900 especies y subespecies de plantas, como el precioso Sugi, un cedro japonés. La humedad también favorece la proliferación de musgo y hongos.

Yakushima está cubierta por espesos bosques, siempre verdes por la acción de las lluvias. Pero no sólo la vegetación resulta fascinante en la isla. La continua presencia de nubes y neblina le dan al lugar un aspecto bucólico y relajante, con sus cielos siempre grises.

Además de los bosques, en Yakushima hay maravillosas playas a orillas del mar, y sonoras cataratas, como la de Senpiro, que cae desde una altura de 600 metros. El punto más alto de la isla es el Miyanoura-dake, con 1.935 metros. Todos estos mágico lugares forman parte del espectacular paisaje que las continuas lluvias han proporcionado a la isla japonesa de Yakushima.



Búsqueda personalizada

Inicio