Carril-bici del Loira
El espectacular carril-bici del Valle del Loira

Además de en coche, a pie o en barco, una buena manera de conocer el Valle del Loira es en bicicleta. Gracias a los carriles adaptados que transcurren junto al río, con más de 800 kilómetros de longitud, es una experiencia muy recomendable para toda la familia, desde los más pequeños hasta los mayores que se encuentren en forma. Para los amantes de la fotografía es una buena oportunidad, ya que permite parar en cualquier momento para captar la imagen perfecta.

Los distintos itinerarios que se pueden realizar en bicicleta por el Valle del Loira están perfectamente señalizados en los dos sentidos, además de estar adaptados a todos los niveles de ciclismo. Para facilitar el viaje, existen 15 servicios de alquiler y reparación de bicis, siendo posible alquilarlas o devolverlas en cualquier tramo del recorrido.

Para las pernoctaciones o para comer, existen más de 200 alojamientos repartidos por todo el Valle del Loira. Están situados a menos de cinco kilómetros de los carriles para bicicletas, y poseen la distinción "Accueil Vélo", que significa que los ciclistas son bienvenidos. Y eso queda patente en la posibilidad que ofrecen de trasladar el equipaje, en sus desayunos energéticos apropiados para el gasto físico que exige el pedaleo, en los seguros recintos para guardar las bicicletas y en su servicio de asistencia técnica.



Búsqueda personalizada

Inicio