Las cataratas del Niágara, en Canadá
Cataratas del Niágara, entre Canadá y Estados Unidos

Las cataratas del Niágara son una maravilla natural situada en el río Niágara, justo en la frontera entre Canadá y Estados Unidos. Se trata de tres cascadas ubicadas a unos 236 metros sobre el nivel del mar, y que cuentan con una caída de aproximadamente 64 metros.

Las cataratas del Niágara están integradas por la Catarata Canadiense, que se halla en la provincia de Ontario; la Catarata Estadounidense, que pertenece al estado de Nueva York, y la Catarata Velo de Novia, que es la más pequeña y también se encuentra en el lado estadounidense. No se encuentran entre las más altas del planeta, pero sí entre las más voluminosas, ya que por ellas pasa toda el agua de los Grandes Lagos.

Descubiertas por colonizadores europeos a principios del siglo XVII, son mundialmente conocidas por su espectacularidad y su belleza. Además, las cataratas del Niágara son una constante fuente de energía, y forman parte de un importante proyecto de conservación medioambiental. También son un codiciado destino turístico, cuyos beneficios se reparten la ciudad de Niagara Falls, en Nueva York, y la ciudad de Niagara Falls de Ontario.

Los lugares más recomendables para disfrutar y para fotografiar las cataratas del Niágara son la cueva de los Vientos, en el lado estadounidense, que lleva a un punto situado justo debajo de la caída de agua "Velo de Novia"; el Parque Reina Victoria, en el lado canadiense, donde hay varias plataformas con espectaculares vistas a las cataratas estadounidenses y canadienses, o la cubierta de observación cercana a la Torre Skylon, también en el lado canadiense, que ofrece la vista más elevada sobre las cataratas, además de unas impresionantes vistas de la ciudad de Toronto.



Búsqueda personalizada

Inicio