Panorámica de Ribadavia
Ribadavia, en la comarca del Ribeiro

Nada más llegar a Ribadavia se siente un cierto aire de realeza. Y no es de extrañar, ya que la localidad acogió en tiempos la antigua sede del Reino de Galicia. Está bañada por el río Ribeiro del Avia, que transcurre entre los bancales de piedra donde crecen las viñas, aquí llamados socalcos. Y es que el vino es una de las señas de identidad de Ribadavia.

Ya en la localidad, no hay que dejar de visitar su judería, la más importante de Galicia. En este barrio los judíos de la Edad Media ya mercadeaban con el vino de ribeiro, que introdujeron en gran parte de Europa. Su estado de conservación es excelente.

Muy cerca de la judería, en torno a la plaza de la Magdalena, encontraremos otros posibles objetivos, como la iglesia románica de Santiago, la Iglesia de Santo Domingo, la de O Portal, la de San Francisco, la de Santa María o la Iglesia de San Juan. Y en la zona más alta de Ribadavia, los restos del castillo de los Sarmiento.

Muchas son las fiestas y tradiciones que se celebran en Ribadavia, algunas de ellas en torno al vino. Entre las más populares, la fiesta de Exaltación del Vino de la Zona de O Ribeiro, considerada de Interés Turístico Nacional, o la Festa da Historia, celebrada el último sábado de agosto. Este evento rememora el ambiente medieval de origen judío que hubo en la población, y en él participa una gran parte del pueblo y de la comarca. Ente otros actos, incluye un Torneo Medieval, la simulación de una Boda Judía o una Cena Medieval.



Búsqueda personalizada

Inicio