Tongass, el bosque más grande de Estados Unidos
Bosque Nacional Tongass, en el sureste de Alaska

Situado al sureste de Alaska, el Bosque Nacional Tongass ostenta el honor de ser el más grande de Estados Unidos. Su nombre proviene de los indios tlingit, que se lo dieron cuando en 1902 el presidente Theodore Roosevelt creó la Reserva Forestal del archipiélago Alexander. Sólo seis años después el bosque fue ampliado y renombrado con su actual nombre, el Bosque Nacional Tongass.

Tongass posee una extensión de 69.000 kilómetros cuadrados, que abarcan desde el Océano Pacífico hasta los campos de hielo del interior de la frontera con la Columbia Británica, y hasta la isla del Príncipe de Gales y el glaciar Malaspina. La mayor parte del sudeste de Alaska está comprendido en Tongass. También cuenta con 17.600 kilómetros cuadrados de costas, que incluyen miles de islas, fiordos y bahías.

En el bosque de Tongass encontraremos gigantescos ejemplares de tsugas, abetos o cedros. Además de estas coníferas, también hay diversas especies de hojas perennes y caducas y numerosos arbustos, como el garrote del diablo, los arándanos o las moras negras. El suelo está tapizado de helechos, y en los troncos de los árboles abundan los líquenes.

En cuanto a la fauna de Tongass, es fácil ver águilas calvas, lobos, osos pardos, ciervos Sitka de cola negra, osos negros, cabras montañesas o alces. Desde las costas podremos atisbar marsopas de Dall, focas peludas, ballenas jorobadas, orcas o nutrias marinas. Sus aguas son también ricas en peces, como rodaballos y hasta cinco especies de salmón del Pacífico.

El hielo, el agua, los humedales y las zonas de roca forman parte del paisaje de Tongass. Uno de sus lugares más emblemáticos es el glacial Mendenhall, que puede atravesarse en coche. Otros glaciares de la zona son el LeConte, el Malaspina o el glaciar Hubbard.



Búsqueda personalizada

Inicio