Tutankamon
La tumba de Tutankamon

El Valle de los Reyes, en Egipto, es una necrópolis que acoge los restos de los faraones egipcios y demás miembros de la realeza pertenecientes al llamado Imperio Nuevo, una época que abarca las dinastías XVIII, XIX y XX. Situado en la orilla occidental del Nilo, frente a Karnak y a Luxor, el Valle de los Reyes forma parte del conjunto llamado Antigua Tebas con sus necrópolis, unos vestigios declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1971.

Es en el Valle de los Reyes donde los científicos Howard Carter y Lord Carnarvon descubrieron, a finales de 1922, la tumba real del faraón Tutankamon. Aunque este faraón de la XVIII dinastía no parece haber destacado en vida por ningún hecho singular, el hallazgo de su tumba fue un hito histórico y científico. El motivo fue que la tumba de Tutankamon era la primera y única encontrada intacta al no haber sido profanada por saqueadores desde hacía más de 3000 años. Al parecer, en sus inicios sí fue profanada, algo que se observó al hallarse signos de alteración de sus precintos.

Con el nombre científico de KV62, esta tumba está dividida en cuatro estancias. En ellas se encontraron diversos objetos, incluida la famosa máscara funeraria de Tutankamon de la fotografía, hoy expuesta en el Museo Egipcio de El Cairo.

Existe una leyenda en torno al descubrimiento de esta tumba. Durante años se creyó que existía una maldición ya que muchos de los trabajadores implicados murieron de forma prematura. Aunque no hay una explicación confirmada, se llegó a pensar que la tumba podría haber albergado algunas bacterias peligrosas para el hombre. No obstante, Howard Carter murió de viejo varios años después del descubrimiento.



Búsqueda personalizada

Inicio