Islas Trobriand. Papúa Nueva Guinea

Islas Trobriand
Las islas Trobriand y su sistema matrilineal

Según dicen, este archipiélago es uno de los lugares más vírgenes del planeta, aunque lo cierto es que hay complejos hoteleros modernos donde alojarse. Objeto de continuado estudio por antropólogos llegados de todo el mundo, la vida en las Trobes, como son conocidas en el argot local, está basada en un sistema matrilineal. De este modo, el nombre familiar y las herencias provienen de la línea materna, nunca paterna.

Los poblados de las Trobes están hechos de ñame (el producto local por excelencia), tal como se aprecia en la imagen, y sus habitantes continúan siguiendo tradiciones ancestrales. El anillo Kula, un intrincado sistema comercial donde los hombres se intercambian bienes con otros clanes de las islas, es una de las tradiciones más arraigadas.

Capítulo aparte merece el tratamiento que le dan al sexo. Viven en total libertad sexual, teniendo relaciones entre familiares, incluso progenitores con hijos. Los habitantes de las Trobriand niegan cualquier relación entre el sexo y la reproducción, creyendo firmemente que las mujeres son fecundadas por espíritus de sus ancestros, espíritus que reposan en la isla de Tuma.

Las islas Trobriand, al contrario que otras islas de Papúa Nueva Guinea, no son volcánicas ni montañosas: son atolones de coral. Están situadas a unos cien kilómetros al este de Nueva Guinea, en el mar de Salomón, y la isla principal, donde se halla el gobierno local, es Kiriwina.



Búsqueda personalizada

Inicio