Guaraná. Plantas medicinales



Guaraná

Se conoce como guaraná a un arbusto trepador originario de la zona central y septentrional de América del Sur. Las partes del arbusto que se utilizan de modo terapéutico son las semillas. Cuando el fruto está maduro, se abre de forma parcial, dejando a la vista su semilla oscura, lo que le dota de una inquietante apariencia, como si se tratase de un ojo humano.

Muchas tribus de indios americanos de la Amazonia han utilizado las semillas molidas de esta planta para curar cientos de enfermedades. Normalmente, las semillas se tuestan y se muelen. El polvo resultante contiene un gran poder estimulante gracias a la guaranina, un componente prácticamente idéntico a la cafeína. Además de tener notables propiedades energizantes, el guaraná es un importante coadyuvante en tratamientos de adelgazamiento.

Además de estas propiedades, el guaraná rejuvenece. Las semillas de este arbusto tropical juegan un importante papel en la prevención del deterioro prematuro. El retraso del envejecimiento puede ser incentivado gracias a un consumo de guaraná ya que este tiene el poder de mantener las arterias elásticas. Debido a ello, el riego sanguíneo es fluido lo que contribuye a una, si no eterna, larga juventud.

El guaraná es un ingrediente fundamental en muchos refrescos harto populares de América, así como de algunas bebidas energéticas.




Google
Búsqueda personalizada






FotoNostra: Fotografía y diseño gráfico digital