Hacer fotos al cielo

El cielo es el protagonista indiscutible en la mayor parte de nuestras fotografías de paisajes.

El cielo es uno de los elementos de la naturaleza que más nos llama la atención y por eso insistimos en fotografiarlo una y otra vez.

Foto del cielo

Se convierte de una tonalidad rosa al amanecer, azul intenso durante el día y rojo anaranjado al atardecer. Nubes suaves y nubarrones tempestuosos visten de forma elegante y espectacular una composición fotográfica añadiendo dramatismo al cielo debido al fuerte contraste que éstas crean.

Foto de nubes

El momento más interesante para fotografiar cielos suele ser el atardecer cuando la puesta de sol lo colorea con tintes cálidos. Este tipo de luz es ideal para siluetear un plano o imagen. Sigue estas pautas para obtener buenas fotografías de los cielos atardeciendo.

1. Modo Manual: Los modos de exposición automáticos de la cámara suelen confundirse cuando tenemos el sol delante. Para ello es mucho mejor usar el modo manual y poner en nuestra cámara el modo de medición puntual. Mide al lugar más luminoso de la toma que no sea el sol y compensa la exposición sobreexponiendo 1 o 2 pasos.

Foto de atardecer

2. Filtro de Densidad Neutra: A veces el cielo es demasiado luminoso como para que nuestra cámara lo capte correctamente. Cuando esto nos ocurre conviene utilizar un Filtro de Densidad Neutra o ND

Atardecer con trípode

3. Trípode: Al atardecer las condiciones de luminosidad para una correcta exposición no son las más adecuadas por lo que, en muchas ocasiones, el uso del trípode se convertirá en algo indispensable.

Rayos y Arcoíris

Las fotos de cielos no giran todas en torno al atardecer o al amanecer, ocurren otros fenómenos en él que lo hacen igual o más interesante.

El arcoíris: Los magníficos colores del arcoíris son producidos por la refracción de los rayos del sol en las diminutas gotas de agua suspendidas en el cielo.

Arcoiris

El mismo fenómeno se puede ver cerca de alguna cascada o de una fuente. Para una correcta toma fotográfica hay que valorar la luminosidad del cielo y normalmente lo mejor será hacer un bracketing u horquillado en el que tengamos varias fotos con diferentes exposiciones.

Rayos

Rayos: Los rayos son particularmente difíciles de fotografiar. La cámara debe estar montada sí o sí sobre un trípode y orientada en dirección a la parte del cielo en donde se producen frecuentemente descargas eléctricas o donde más se ven esos destellos. El obturador deberá permanecer abierto hasta la desaparición de la luz. Si se dispara en un momento cualquiera y se mantiene el disparador pulsado, es decir, el obturador abierto, en el instante en que aparece un relámpago éste se imprime en la película y se puede dejar de disparar.

Rayos horquillado

Si se desea, se pueden combinar varios relámpagos manteniendo el disparo durante el tiempo necesario para que aparezcan éstos o utilizando multiexposición.


Búsqueda personalizada

Inicio